El destino del Universo: Después del big bang

Autor: Trinh Xuan Thuan

Hace aproximadamente catorce mil millones de años, una fulgurante explosión, el big bang, dio nacimiento al universo, al espacio y al tiempo. A partir de entonces, la ascensión hacia la complejidad ha proseguido sin pausa. A partir del vacío microscópico inicial se ha tejido un inmenso tapiz cósmico. Centenares de miles de millones de galaxias, cada una poblada de cientos de millones de estrellas, componen un ballet fantástico. Perdida en un rincón de nuestra galaxia, en la Vía Láctea, una estrella, nuestro Sol, dispensa generosamente su calor a los ocho planetas que lo rodean. En un de ellos, la Tierra, ha sido posible infundir y sustentar la vida. Al relatarnos la creación, la expansión y el devenir del universo, el astrofísico Trinh Xuan Thuan nos recuerda que los seres humanos sólo somos polvo de estrellas. Viveros de estrellas, nebulosas, enanas blancas, púlsares, agujeros negros, supernovas, galaxias espirales, elípticas o irregulares… Con ondas de radio, microondas, luz infrarroja, luz visible, luz ultravioleta, rayos X o gamma, los clichés de los telescopios solares o espaciales revelan la belleza cósmica.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “El destino del Universo: Después del big bang”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *